miércoles, 1 de julio de 2015

Un estudio demuestra que los móviles consumen casi lo mismo en reposo


El problema de la batería en los dispositivos móviles ha sido, desde el inicio del sector, una de las mayores preocupaciones para los usuarios. Si bien al principio creemos tener la mejor del mercado, en poco tiempo ésta comienza a mostrar su patente debilidad.



Uno de los recursos más frecuentes para evitar una bajada de batería constante que ocasione un apagado final del dispositivo es dejarlo en reposo, pensando que con esta medida la batería se consumirá lo mínimo posible y, de esta forma, nos durará más tiempo.

Pues resulta que no es así. Un estudio realizado por Xiaomeng Chen e Intel sobre dispositivos Android ha desvelado que este “truco” apenas sirve en absoluto y que la mayoría de causantes de consumir constantemente la energía permanecen en activo aunque la pantalla esté en reposo.

Además, los causantes han sido claramente identificados, pues son las apps de juegos y personalización del móvil las que más consumen batería, incluso cuando éste está en reposo. A más cantidad de aplicaciones y cuanto más nuevas sean (ya sea por su lanzamiento o por sus actualizaciones), más batería pueden llegar a consumir.

Y no están solas en esta guerra contra la energía de nuestro dispositivo móvil. Los cambios constantes de conexión de datos también ocasionan un consumo elevado de la batería, sobre todo si están activados en todo momento.

Por tanto, las medidas a adoptar para ahorro de energía pasan por reducir el número de aplicaciones, eliminando aquellas que en realidad no gastamos, así como escogiendo o bien una conexión fija a un Wifi determinado o una desconexión total temporal, al menos mientras queramos ahorrar el máximo de energía posible.

Curiosamente, del estudio se desprende que el brillo de la pantalla no es el principal causante del consumo de la batería, pese a que la mayoría de desarrolladores aplican un descenso del mismo en consonancia con la energía que le quede a nuestro móvil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario